Más de 3.000 personas han disfrutado este fin de semana de la recreación de la Batalla de Fuengirola

La primera parte de la puesta en escena de la batalla de 1810 tuvo lugar el sábado 16 y la segunda, el domingo 17, ambas en la zona del castillo.

El concejal de Cultura del Ayuntamiento de Fuengirola, Rodrigo Romero, ha informado de la recreación histórica de la batalla de Fuengirola, celebrada durante el pasado fin de semana en el entorno del castillo Sohail y que ha contado con la asistencia de más de 3.000 personas que presenciaron alguno de los actos programados con motivo del bicentenario de este hecho histórico.

Esta recreación histórica ha sido llevada a cabo por el Ayuntamiento de Fuengirola en colaboración con la Asociación Histórico Cultural Teodoro Reding de Málaga y con el 4º Regimiento de Infantería polaco del Gran Ducado de Varsovia, a quienes el edil ha agradecido su participación "en especial al grupo de recreación polaco, que ha desplazado a más de 70 personas perfectamente ataviadas de la época desde su país hasta nuestra ciduad".

El 15 de octubre de 1810 tuvo lugar la conocida históricamente como Batalla de Fuengirola, cuando aproximadamente 500 soldados polacos del Ducado de Varsovia derrotaron a fuerzas mixtas británico-españolas que sumaban unos 2.000 soldados bajo la jefatura de Lord Blayney. Para acercar este momento a los ciudadanos se llevaron a cabo dos recreaciones en las que participaron unas 170 personas: la primera parte tuvo lugar en la tarde del sábado 16 y la segunda, el domingo 17 por la mañana, ambas en la zona del castillo.

En muchos lugares de España se está conmemorando el Bicentenario de la Guerra de la Independencia (1808 1814), y uno de los episodios más destacados en nuestra provincia es precisamente esta batalla, que, en plena ocupación napoleónica de Málaga, significó uno de los más importantes intentos aliados en pos de la liberación de la provincia, con el añadido de que tuvo una dimensión internacional, pues en él tuvieron parte británicos, polacos, franceses, españoles, alemanes e italianos.

Se trata de una actividad que ha servido para conocer mejor nuestro pasado, recordar y homenajear a nuestros antepasados, los hombres y mujeres que, de cualquier bando, protagonizaron aquellos momentos tan significativos para nuestra historia y, 200 años después, estrechar lazos y confraternizar con las demás naciones europeas en pos de la convivencia, la paz, la libertad y la solidaridad entre los pueblos.

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Política de Cookies