Los ex presidentes de la Diputación valoran el “papel necesario” de la institución como elemento vertebrador del territorio

Luis Vázquez Alfarache, Juan Fraile, Salvador Pendón y Elías Bendodo proponen “reflexionar, cambiar y adaptar la institución, pero no cometer la torpeza de proponer su desaparición”

Los ex presidentes de la Diputación Provincial valoran el “papel necesario” de la institución como elemento vertebrador del territorio, destacando el papel de la Diputación de Málaga como protagonista de una amplia transformación a lo

largo de su historia.

Ésta es una de las principales conclusiones que se pueden extraer de la mesa redonda ‘Pasado y presente de las diputaciones’, que se ha celebrado hoy, dentro de los actos conmemorativos del 175 aniversario de la institución, en la sala Oyarzábal del Palacio de la Marina, antigua sede de la institución.

Los ex presidentes que han dirigido la institución supramunicipal Luis Vázquez Alfarache (1995-1999), Juan Fraile(1999-2003) y Salvador Pendón (2003-2011) han debatido sobre el tema dirigidos por el director de Diario Sur, José Antonio Frías, quien ha resaltado “el papel esencial de la Diputación como algo necesario en el desarrollo de los municipios más pequeños y las coincidencias de los participantes en la defensa de apostar por la institución”.

Uno de los aspectos en el que han coincidido todos los ponentes es en la necesidad de “defender la institución”, ya que más del 80% de los municipios de este país, con un total de 8.114, son menores de 25.000 habitantes. Un dato, según han explicado “para reflexionar sobre la esencia y naturaleza de las Diputaciones y no dejarse llevar por el aturdimiento generado por la crisis que en ocasiones nos lleva a planteamientos poco estudiados”.

En este sentido, sí han precisado la necesidad de “reformular el papel institucional y competencial de las diputaciones para modernizarlas y desprenderlas de las asignaciones impropias que han desvirtuado su función, pero en ningún caso abogar por su desaparición ya que no sería una buena idea”.

Los ponentes también han coincidido en “reflexionar, cambiar, y adaptar el modelo pero nunca pensar en la desaparición por considerarlo una torpeza”. Al mismo tiempo, han considerado necesaria “la segunda descentralización aún por acometer” para que la Diputación tenga unos recursos dignos.

 

Intervenciones

La ronda de intervenciones la ha iniciado el actual presidente de la Diputación de Málaga, Elías Bendodo, agradeciendo el papel desempeñado por sus antecesores e indicando que las diputaciones, lejos de desaparecer, “van a convertirse en el impulsor de la igualdad de oportunidades entre municipios, siendo una institución que contribuya al equilibrio territorial y que trabaja cada día para que muchos ciudadanos, especialmente de los municipios pequeños, puedan disfrutar de los servicios básicos que brinda nuestro llamado Estado del Bienestar”. En este sentido, ha indicado que una “diputación fuerte habla de una provincia fuerte, como es el caso de Málaga”. 

El ex presidente Luis Vázquez Alfarache ha hecho una referencia histórica al papel de las diputaciones situándolas en la época de Javier de Burgos, considerado afrancesado, pero que vino a significar lo que tenía que ser una institución moderna calificándola como “gobierno de la administración de la provincia”. Así, ha destacado el cometido principal de las diputaciones como “gobierno y administración de la provincia” y su esencia y naturaleza recogida en los artículos 137 y 141 de la Constitución.

Así, ha reconocido la función del “diputado provincial porque éste al ser concejal tiene más vínculo y un conocimiento más amplio del municipio”. En su defensa por las diputaciones, ha concluido con una cita del recién nombrado premio Príncipe de Asturias de Cooperación Internacional, Bill Drayton, que dice: “La fuerza más poderosa del mundo es una buena idea”. “Desde luego que la solución aquí está en pensar en reducir o suprimir otros organismos o empresas públicas antes que las diputaciones”, ha concluido.

Juan Fraile ha realizado un breve esbozo de su etapa como presidente, destacando algunos de los logros conseguidos durante su legislatura. Del mismo modo, ha repasado las competencias que le corresponden a las diputaciones andaluzas y la situación actual en la que se encuentra. A este respecto, ha indicado que si de lo que se trata es de disminuir la carga administrativa “el camino es extraordinario para acometer esta tarea antes de suprimir estas administraciones que están prestando un servicio fundamental a los municipios”.

Por último, Salvador Pendón se ha mostrado rotundo a la hora de realizar una defensa sobre las diputaciones invitando a todos aquellos que se pronuncian sobre la existencia de las mismas a “hacerlo después de preguntar y reflexionar sobre el papel de la administración en España”. Pendón entiende “de una importante torpeza que un sistema democrático empiece a prescindir de las instituciones que la conforman”.

Del mismo modo, ha indicado la necesidad de “reformular el papel que jugó, el que juega ahora y el que jugará, aunque no carguemos todo el peso sobre las diputaciones, ya que desempeñan un papel tan importante que si no existieran habría que inventarlas”.
 



- Fecha: 25/10/2011

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Política de Cookies